¿Hacia dónde va el periodismo?

Fuente: eldescodificador.wordpress.com

¿Hacia dónde va a parar el periodismo? Últimamente me hago esta pregunta de una forma preocupante. Pero no me refiero a temas tecnológicos, si las redacciones están aplicando correctamente los desarrollos de las TICs a su trabajo. Me lo pregunto en relación a la profesión en sí, a la precariedad a la que se está llevando a los pocos profesionales que quedan.

Vemos como las empresas ven necesario recortar sueldos y hacer recortes en plantillas dejándolas prácticamente mermadas. Han desaparecido muchos medios de comunicación y aquí no pasa nada. Siempre que cierra uno me da la sensación de que perdemos parte de nuestra libertad de expresión porque los medios de información tienen, precisamente, esa finalidad. Hacernos ser más libres y tener más conocimientos de lo que ocurre a nuestro lado.

Sin embargo, veo que los ciudadanos apenas tienen tiempo de leer. De detenerse una hora con un periódico en la mano para ver qué es lo que pasa y contrastarlo con otro. Escuchar la radio mientras se ducha y otra emisora de camino al trabajo o a donde sea. De ver a  mediodía un informativo y por la noche el de la competencia. No. Como mucho consumimos un único medio de comunicación y, con lo que cuenta, así es como formamos nuestra opinión.

Los medios de comunicación son necesarios y obligados para denunciar los desmanes y las obscenidades que en los últimos años se están produciendo. Los ERE de Andalucía, el caso Bankia, los despilfarros de Valencia como el aeropuerto de Castellón, los alcaldes con remuneraciones indecentes y que además cobran de otras administraciones… Tienen una labor social necesaria y de conciencia continua, de evitar que mientras se producen abusos la ciudadanía se quede en el sofá de casa porque no saben lo que pasa. Los medios de comunicación son necesarios sí o sí. Y tiene que haber siempre dos, al menos uno de izquierdas y otro de derechas independientes de los poderes públicos para evitar ser altavoces de los que mandan y formar opiniones diferentes y plurales. Si sólo hubiera un periódico, una radio y una televisión, correría el peligro de que fueran altavoces del mandatario y, por lo tanto, pasaríamos de la información a la propaganda. Muchas cosas que ocurren dejarían de ser noticia porque sí.

Y además de ello, las empresas de los medios de comunicación deben ser conscientes de que no pueden exprimir a sus trabajadores como lo están haciendo. La precariedad salarial cada vez es mayor y preocupante. Los sueldos de 1.000 euros eran generalizados en los años de bonanza con profesionales con una formación y experiencia como pocos. Ahora la tendencia de las empresas es que esos trabajadores ganen menos y aquellos que ganaban más se lleven al bolsillo esos 1.000 euros. Como si así pudieran salir adelante en una época en la que suben los tipos de interés de las hipotecas, el IVA, la gasolina, el IPC… sube la vida pero el sueldo baja mientras las horas de trabajo superaran diariamente las ocho estipuladas por la ley. Y aquí nadie dice nada.

En España se dice que el kilo de periodistas titulados sale muy barato. La agenda de contactos no cuenta, la experiencia tampoco. Mientras aquí se ofrecen 12.000 euros al año en EEUU hay ofertas de más de 60.000 dolares. ¿Por qué allí sí y aquí no? Quizá sea porque en otros sitios se trata a los periodistas como profesionales de la información que desempeñan un papel muy importante en la sociedad mientras que aquí no es así. Los empresarios y mandatarios no se dan cuenta de que cuanto más se exprima a los trabajadores con mayor desgana van a trabajar y, por lo tanto, la calidad de la información será peor. Si es que eso les importa.

Por todo esto surgen acciones como el microperiodismo o los medios hiperlocales. Medios de comunicación que cuentan la información local desde Internet  y de forma independiente porque normalmente son una o dos personas que montan su propia página web. Suelen ser periodistas que se han quedado en paro y quieren seguir informando. Intentan no oxidarse y, normalmente, lo hacen de asuntos que en los grandes medios son obviados o relegados a un breve espacio porque tienen que hacerle la rosca al mandatario y sólo hablan de política. Lo hiperlocal habla de lo que ocurre en el barrio y lo que le afecta al vecino, habla de microeconomía (la cesta de la compra) en vez de macroeconomía (el rescate a Bankia). Sin embargo, actualmente los ingresos que se pueden conseguir no suelen permitir vivir de forma profesional de ello.

El periodismo está ahogándose y los trabajadores están abajo del todo y sin flotadores. Los ciudadanos tienen que ser conscientes, deberían hacerse la pregunta que hace unos días se hacía el periódico ELPAÍS: ¿Y si cierra todos los periódicos de la ciudad?.

Anuncios

Acerca de @jtrifero

Periodista. (Zaragoza, 1979). Estudié y crecí en Zaragoza. Me licencié en Periodismo (2004) y tengo un Máster de Gestión de la Información en la Organizaciones (Universidad de Murcia, 2011). Actualmente con el Doctorado sobre Periodismo de Datos y Big Data. Profesionalmente he trabajado en diversos medios de comunicación como Radio Ebro, Cadena SER Fraga y Calatayud, El Pueblo de Ceuta, Punto Radio Guadalajara Popular TV y Cadena COPE Guadalajara, El Faro de Murcia, Radio Águilas y, actualmente, La Opinión de Murcia.
Esta entrada fue publicada en PERIODISMO, SOCIEDAD. Guarda el enlace permanente.

7 respuestas a ¿Hacia dónde va el periodismo?

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. Pingback: ¿Hacia dónde va el periodismo? | Conocimiento Humano Digital | Scoop.it

  3. Pingback: ¿Hacia dónde va el periodismo? | Educommunication | Scoop.it

  4. Pingback: ¿Hacia dónde va el periodismo? | Futuro do Jornalismo | Scoop.it

  5. Pingback: ¿Hacia dónde va el periodismo? | New Journalism | Scoop.it

  6. No entiendo por qué el periodismo como profesión cada vez está en decadencia. Al parecer es un fenómeno a nivel internacional, acá en Ecuador un periodista junior gana entre 380 a 500 dólares; los más “experimentados”, de 600 hasta 900; y los duros, los editores, jefes de noticia, etcétera ganan de 1000 para arriba. Sin embargo, concuerdo con lo que dices, los dueños de los medios no valoran la agenda de contactos, la experiencia del periodista, ni la suspicacia que pueda tener.

    Creo que solo les interesa el factor económico, pero cuando se ven en aprietos o en conflictos en el gobierno ahí si aparecen pidiendo el apoyo de sus empleados, simplemente defienden sus propios intereses.

    Muy buen artículo.

    Saludos desde Guayaquil, Ecuador
    Héctor Pérez Name.

    • @jtrifero dijo:

      Hola Héctor, muchas gracias por el comentario. Lo primero comentarte que no se si esos 500 dólares que dices que ganan los periodistas en Ecuador es mucho o poco. Aquí en España lo normal es una media de unos 1.000 euros y trabajar unas 10 horas incluidos fines de semana. La verdad es que no es un buen salario porque tal y como está en España la situación económica… Por otro lado, cada vez son menos los periodistas que consiguen un trabajo y cada vez hay más ofertas que te ofrecen 0,50 euros por crónica… (y casi hay que dar las gracias). Así que entre la crisis y las ofertas que se hacen esto va de mal a peor.
      Pero bueno, confío y tengo la esperanza de que esto sólo puede mejorar. Confío en el periodismo.
      Lo dicho, un saludo y muchas gracias.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s